tortillasdepatata.com.

tortillasdepatata.com.

Las migas del Pastor: la tradición más pura

Todos conocemos las migas, un plato típico de la gastronomía española que se ha popularizado en todo el mundo gracias a su sabor y a su sencillez. Pero, ¿qué hay de las migas del Pastor?

Este plato es mucho más que una simple receta, es una tradición que se ha transmitido de generación en generación en los campos y pueblos más recónditos de España. Y como buen Chef especializado en tortillas, no puedo resistirme a contarte todo lo que sé sobre las migas del Pastor, su origen, sus secretos y sus variantes.

Orígenes de las migas del Pastor

Antes de entrar en detalles, hay que señalar que las migas del Pastor no son un plato homogéneo en todo el territorio español. Sus ingredientes y su preparación varían según la región y la época del año. Pero en todas ellas se comparte una misma raíz: la alimentación de los pastores y sus rebaños.

Los pastores eran un colectivo fundamental en la vida rural de España durante siglos. Se encargaban de guiar a los rebaños a través de caminos montañosos y prados, y debían llevar consigo alimentos que se mantuvieran frescos y que no expulsaran demasiado aroma para no asustar a los animales. Las migas eran perfectas para ello, ya que podían prepararse con los restos del pan del día anterior y con aceite y ajo, ingredientes que no requerían refrigeración. Al mismo tiempo, las migas proporcionaban una gran cantidad de calorías y energía a los pastores, que necesitaban mantenerse fuertes y preparados para afrontar sus tareas.

Con el paso del tiempo, las migas se convirtieron en la comida de referencia para los pastores, que añadieron nuevos ingredientes conforme iban descubriendo los productos de su región. Se incorporaron el chorizo, las morcillas, el tocino y otros ingredientes que se mantenían sin problema en las mochilas de los pastores.

Preparación de las migas del Pastor

Una de las particularidades de las migas del Pastor es que hay muchas formas de prepararlas. La receta puede variar mucho según la región, pero todos esos detalles son los que hacen que este plato sea especial.

En general, las migas del Pastor se hacen con pan del día anterior, que se trocea en migas pequeñas con ayuda de un cuchillo o una picadora. Después se fríen en un buen aceite de oliva con unos dientes de ajo y se remueven constantemente. Esto es lo básico, pero a partir de aquí se pueden añadir tantos ingredientes como se quiera.

Para elaborar este plato, es imprescindible utilizar una sartén amplia y baja que permita remover las migas cómodamente. El toque final consiste en realizar unos "arreos" o movimientos con ayuda de una tabla de madera que se colocan sobre las migas para que queden más sueltas. Al final, las migas deberían quedar doradas y crujientes.

Variantes de las migas del Pastor

Como hemos dicho, la receta de las migas varía mucho según la región. Pero hay algunas variantes que merece la pena destacar:

  • Migas extremeñas: en esta zona de España se hacen las migas con agua y no con aceite, lo que les da una textura más compacta. Se suelen acompañar con pimientos fritos o con torreznos.
  • Migas almerienses: en Almería se utiliza pan de sémola y se suelen acompañar con uvas o granadas.
  • Migas andaluzas: se utiliza pan de trigo y se añade pimiento verde frito y sardinas en conserva.

En cualquier caso, las migas del Pastor son una deliciosa muestra de la riqueza gastronómica de España y un homenaje a la vida tradicional en el campo. En cualquier lugar donde se preparen, es muy probable que se haya seguido un proceso artesanal y se hayan utilizado productos locales de primera calidad.

Espero que este artículo te haya servido para conocer un poco más sobre este plato típico español y, si tienes la oportunidad, que pruebes las diferentes variantes de las migas del Pastor que se ofrecen en diferentes lugares del territorio español.